Escúchanos
EN VIVO ahora

Cómo favorecer una buena alimentación? @Nelly Canseco

Las rutinas y horarios son cruciales para brindar buenos hábitos en sus hijos. Las familias en donde ambos padres trabajan, tienen mayor complicación para lograr establecer horarios específicos en casa; ellos deben esforzarse aun más para respetar horarios y encontrar momentos en que puedan compartir comidas juntos.

 

Existen varias recomendaciones para tratar de ayudar a facilitarle a los padres el manejo de las comidas.

PONER UN DESPERTADOR 30 MINUTOS ANTES PARA DESAYUNAR JUNTOS. Está comprobado que comer en famillia les beneficia a todos de múltiples maneras.

EVITAR DESPERTAR CON GLUCOSA BAJA.- recordando que durante las horas de sueño consumimos el suministro que queda de glucosa y amanecemos sin él; este descenso de combustible provoca un estado de hipoglucemia, en el que los niños pueden tener irritabilidad, mal humor y poco apetito. La recomendación radica en BRINDARLES UN JUGO DE FRUTAS RECIÉN EXPRIMIDO o hecho con diferentes frutas y verduras en extractor, esto antes de que comiencen sus actividades para tratar de mantener estable el nivel de glucosa y que sea más probable que quieran desayunar, ademas de brindarles múltiples antioxidantes y elevar sus defensas. Evitar los jugos envasados.

RECORDAR QUE LAS COMIDAS SON MOMENTOS PARA CONVIVIR, no ocasiones para quejarnos, discutir, regañar o reñir. Buscando la participación de la familia es bueno no encender la televisión, y que no haya distractores.

EVITAR QUE HAYA UN MENÚ APMLIO EN OPCIONES EN LA COMIDA porque se confunde al pequeño y le costará más trabajo decidir qué comer.

 

QUE SU DESAYUNO incluya CEREALES y  PROTEÍNAS como la leche y sus derivados, huevo o carne y verduras. POR ejemplo un omelete de verduras, huevo con nopales o un plato de fruta y queso cotagge.

 

En ocasiones, a pesar de todos los intentos de los padres, el niño no quiere comer, es importante no convertir el hecho en una batalla, porque entonces se estará agregando una carga emocional al momento de comer y al alimento en sí. las mamás podemos recurrir a la creatividad y siempre usando la inteligencia y no mostrar angustia ante la actitud que denoten los hijos al no comer.

En el caso en el que no encontramos la forma de que el pequeño (a) desayune, lo mejor es brindar un licuado fortificado con malteadas que son multivitamínicas y que contienen buenas cantidades de proteínas, de esta manera se irá bien nutrido al Colegio y aun su conducta se verá favorecida. y también revisar cuál ha sido el ejemplo brindado por nosotros ante el hecho de desayunar.

Está comprobado que un niño (a) está más capacitado para concentrarse, poner atención y aprender, si ha recibido una buena dosis de proteínas y carbohidratos complejos, así como poca cantidad de grasa y de preferencia grasas no saturadas, sobre todo su capacidad para aprender aumenta en las mañanas.

Quienes no desayunan, afectan su desarrollo y aprendizaje y en el caso de los adultos, aceleran los procesos de envejecimiento, especialmente del cerebro.

Contenido Exclusivo - Usuarios Registrados

Lo sentimos, este contenido está disponible únicamente para usuarios registrados. Registrarte no cuesta, únicamente te pedimos algunos datos para poder ofrecerte un servicio más personalizado y darte acceso a muchos beneficios. Puedes aprender más al respecto aquí

Nelly Canseco

Ver publicaciones

Comentarios