Escucha lo mejor de
Excelencia Personal

10 Razones “Sin Razón” Por las que se Casan las Mujeres -1ª parte (Gerardo Canseco)

Mucho se ha dicho que no hay nada más irracional que el amor, y además que ninguna decisión es menos racional que la de entrar al matrimonio, con su cúmulo de responsabilidades y compromisos, dificultades y obstáculos, retos e incomodidades. Y esta afirmación se aproxima más a la realidad contemporánea, en la medida en que se extiende y domina la mentalidad del placer por el placer, el afán de poseer, el egoísmo y el deseo de comodidad.

También ha dicho un pensador español: "El corazón tiene razones que la razón desconoce". Pero al hablar aquí de las 10 razones “sin razón” por las que muchas personas se casan, iniciando una débil relación de pareja, incapaz de soportar los embates y dificultades de la vida conyugal, nos referimos a las causas subjetivas, íntimas, con frecuencia inconfesadas, por las que algunas o algunos prestan ante el juez o ante el altar el juramento de fidelidad eterna.

Es conveniente recordar que nuestro comportamiento se ve influido con frecuencia o tal vez siempre, en mayor o menor grado, por factores que no son conscientes, y que tienen que ver con nuestro temperamento, nuestras vivencias de toda la vida, especialmente las de nuestra niñez, los deseos fallidos de nuestro pasado individual y con multitud de mensajes recibidos y no racionalizados ni comprendidos, que pueden alterar nuestra manera de ver la realidad o de relacionarnos con ella.

Un noviazgo y también un matrimonio, se pueden iniciar con mayor o menor conciencia de lo que implica, de lo que son y de las causas que llevaron a tomar esa decisión.

Cuántas veces todos hemos dicho con absoluta sinceridad: “¡Caray, no sé por qué tomé tal o cual decisión!” o “No sé por qué hice tal o cual cosa..." Y es que con frecuencia, los factores internos que nos hacen sentir simpatía o rechazo, alegría o tristeza, atracción o repulsión por algo o por alguien, no son claros ni manifiestos en nuestra conciencia, ni están a la vista, diríamos que son factores subjetivos (internos del sujeto) y no factores objetivos que obedezcan a una realidad externa.

La joven quinceañera puede creerse enamorada del primer adolescente que le dice palabras de halago, y al día siguiente no sentirse ya “enamorada” de él, sino confusa respecto a sus verdaderos sentimientos, sin importar la sinceridad del que le dijo palabras afectuosas, si fue con cariño o fue mera adulación. Es posible que ella se haya sentido muy bien porque sin saberlo, está adquiriendo o consolidando su autoestima o la confianza en ella misma, en su propio valer y en su capacidad de atraer al sexo opuesto.

La crítica negativa y la oposición de los mayores, lejos de disuadir al adolescente, lo suelen reafirmar en sus actitudes y conductas, dando la apariencia de una absurda rebeldía o necedad. Pero lo cierto es que él está buscando una manera de autoafirmarse y ser ella o él mismo, aun sin saberlo, es decir, de manera más o menos preconsciente.

Es increíble la cantidad de personas casadas que repentinamente, “dejan de querer a su cónyuge”, y con asombro y candidez le llegan a confesar que no se explican cómo, pero ahora ya están enamorados de alguien más. Y en muchos de estos casos ni siquiera median conflictos o rencillas que fueron apagando el “amor” de la pareja, sino que simplemente, como por arte de magia, desapareció todo ese fuego que los llevó al altar ante la oposición de quien fuera.

Adultos que con sinceridad juraron hace poco amor eterno, pero que ahora dicen, con la misma sinceridad, las palabras que son fáciles de comprender en el niño de tres años al que se ha negado algo que pedía: “ya no te quiero...”

Y por supuesto que la sociedad con su mentalidad novelesca, suele opinar en el caso del adulto casado, no en el del niño de tres años, que es una lástima, que no hay más que el divorcio, y a la basura los juramentos, las ilusiones y todas las causas que hace poco los llevaron a casarse.

Ser consciente de las 10 causas preconscientes más comunes que llevan al matrimonio, puede ayudar a mujeres y hombres a evitar una decisión equivocada.

Aumentar el grado de consciencia para disminuir el grado de inconsciencia, es una necesidad para cambiar radicalmente el panorama lamentable que parece ofrecer la institución matrimonial.

La mitad de esos 10 factores se refieren a la confusión de sentimientos, y la otra mitad a la confusión de ideas y expectativas con respecto al matrimonio.

Ojalá que la vida mental del adulto siempre estuviera orientada por valores sólidos de carácter espiritual:

  • Como una fe sobrenatural, firme e ilustrada.
  • Como el pensamiento lógico, racional y realista.
  • Como la capacidad intuitiva que no se desconecta de la realidad, sino que la ilumina.
  • Como la reflexión y meditación, que nos permite encontrar alternativas de cambio para mejorar, no simplemente “para cambiar"...

La decisión consciente de amar a alguien para toda la vida, se suele confundir con 5 sentimientos.

1. La admiración.
Admirar a una persona, no significa estar enamorado de ella.

2. La atracción sexual impetuosa.
La impetuosa atracción sexual no equivale al amor.

3. Los sentimientos de lástima o al menos, de compasión.
Cuidado con ellos.

4. Los sentimientos de culpa.
Cuidado, también con los sentimientos de culpa.

5. El autoaprecio y sensación de bienestar.
Sentirse bien con alguien, no es suficiente.

Respecto a lo que se espera del matrimonio o de la vida conyugal, es importante evitar la confusión del pensamiento lógico con el pensamiento mágico, para no creer que se protagoniza un cuento con final feliz.

6. La cenicienta o la ilusión de ser “salvado”.

7. La bella y la bestia o la postura de “salvador”.

8. Hércules: alcanzar ¡por fin la felicidad!

9. La bella durmiente: dócil hasta con la bruja.

10. El último tren: si no es hoy, nunca.

 

Contenido Exclusivo - Usuarios Registrados

Lo sentimos, este contenido está disponible únicamente para usuarios registrados. Registrarte no cuesta, únicamente te pedimos algunos datos para poder ofrecerte un servicio más personalizado y darte acceso a muchos beneficios. Puedes aprender más al respecto aquí